martes, 24 de noviembre de 2009

Ego: El titiritero y la marioneta.


Hasta que no seamos conscientes
de que la mente está siendo manejada
como una marioneta,
nos va a resultar imposible
cortar con los hilos que nos
unen al titiritero.

Estos hilos o patrones de conducta
egoicos son los que hacen que
nuestros pensamientos, sentimientos
y acciones sean fuente de sufrimiento
para nosotros y los demás.

La codicia, el odio, el orgullo, los celos,
son algunos de estos hilos que
forman parte del EGO y son
consustanciales a el.

Cuando nos APEGAMOS a unas
ideas, cosas o personas y
RECHAZAMOS a otras,
ya estamos en manos
del titiritero.

Esto no implica que nos deba
dar igual todo, ni mucho menos,
sino que todo lo que surja
debe ser INTEGRADO
con la actitud del
DES-APEGO y
la COMPASION.

Aquel ladron o criminal que
hace daño a los demas y a
si mismo, no es mas que
el reflejo de lo que no hace
mucho, cuando eramos
esclavos de la IGNORANCIA,
HACIAMOS NOSOTROS.

Por tanto, actuemos con
el RIGOR necesario, pero
seamos COMPASIVOS
con nuestro propio pasado
oscuro y el de los demás.

Solo de esta manera
podremos cortar los
hilos del ego,
y recobrar la
LIBERTAD
que es
innata
a
la
mente.


3 comentarios:

juanra dijo...

[..] De haber respondido que no existía un «yo». Vacchagotta lo habría tomado por un partidario de la «teoría aniquilacionista», y lo que es más, Buda habría aumentado su con¬fusión, «pues habría pensado: antes yo tenía efectivamente un atman, pero ahora ya no lo tengo».»
Comentando este famoso episo¬dio concluía Vasubandhu (siglo V d.C): «Creer en la existencia de un "yo" es caer en la herejía de la permanencia; negar el "yo" es caer en la herejía de la aniquilación con la muerte».10
Negando la realidad del «yo» (nairátmga) se llega a una parado¬ja: una doctrina que exalta la importancia del acto y de su «fruto», la retribución del acto, niega el agente, «el que come el fruto». Dicho de otro modo: como lo expresa un doctor tardío, Buddhaghosa, «úni¬camente el dolor existe, pero no hay modo de hallar un doliente. Existen los actos, pero no hay modo de hallar un agente»." Pero hay algunos textos que matizan más: «El que come el fruto del acto en una determinada existencia no es el mismo que ha realizado el acto en una existencia anterior, pero tampoco es distinto*.11 [..]


(HISTORIA DE LAS CREENCIAS Y DE LAS IDEAS RELIGIOSAS I)Mircea Elliade

ver con los ojos del corazon dijo...

Nada de ello tiene realidad independiente Juanra...

ni sujeto, ni objeto ni acción


Realizar los tres en uno es Sunyata

Diluirlo en la vacuidad es Experiencia

Pocas palabras bastan...para conocer el Único Sabor.

juanra dijo...

[..]En los ojos del Espejo brillante del bienamado cuya piel de filigranas de llamas es un tapiz de galaxias giratorias nos fundimos y sabemos que el UNO es todo lo que hay ha sido y será.[..] Transfiguraciones.

http://www.alexgrey.com/a-gallery/one.html

Uno de los mas grandes yogis, a la vez que artista, que hay en la tierra, "El mejor de los mejores".

[..]Vivimos en descendencia, división, partes, partículas. Mientras dentro de nosotros está el alma del todo; el silencio sabio, la belleza universal, a la cual todas las partes y partículas están igualmente relacionadas; el UNO eterno. Y este profundo poder en el cual existimos, y cuya beatitud nos es toda accesible, no es sólo autosuficiente y perfecto en toda hora, sino el acto de ver y la cosa vista, el que ve y el espectáculo, el sujeto y el objeto, son uno.[..]

—Ralph Waldo Emerson, The Over-Soul (Super-alma)

Related Posts with Thumbnails